[Self-organization sings in NBA Professional Basketball]
de Saá Guerra, Y., Martín González, J. M., García-Manso. Acción Motriz. 2014. (13). 63-76. ISSN: 19892837.

 

Resumen
El flujo de juego en un partido de baloncesto y el diseño de su estructura puede ser descrito como en otros fenómenos naturales. La forma y funcionalidad de un equipo están estrechamente relacionadas con el rendimiento. El baloncesto es un deporte de cooperación -oposición. Los jugadores de un mismo equipo colaboran entre sí, y a su vez se oponen a los contrincantes. Estos procesos tienen lugar de manera simultánea y continua durante todo el partido. Los jugadores son capaces de resolver la situación mediante interacciones locales. Estas interacciones son no lineales principalmente y están estrechamente relacionadas con un parámetro de orden: el marcador. Los equipos son capaces de modificar su flujo interno para ganar el partido. Resuelven la situación con sólo unos pasos (red de mundo pequeño), pero si la situación se vuelve crítica, modifican el flujo de juego en forma de red libre de escala. Por ello pueden considerarse sistemas autoorganizados.

 

Palabras clave: Baloncesto, NBA, autoorganización, red mundo pequeño, red libre de escala

Contact Us

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más información

ACEPTAR